Last Present (2001)


Callando
Por Master of Hate

Oh Ki-hwan probablemente sea mas conocido por su filme más reciente “The Art of Seduction” que dejó un buen sabor de boca a los amantes de las comedias. “Last Present” fue su primer film, en el cual construye una interesante historia en plan melodramático, pero el aspecto que más sobresale es el hecho de que no es una película que pueda gustar a la mayoría de sectores del público, sin embargo goza de cierto atractivo.

Yong-gi (Lee Jung-Jae, “Over the Rainbow”, “Oh! Brothers”) y Cheol-su (Kong Hyeong-jin, “Liar”, “North Korean Guys”) son un dúo cómico que tiene sus esperanzas puestas en ganar un show televisivo llamado “King of Comedy”. Pero al mismo tiempo la relación de Yong-gi y su esposa Park Jung-Yeon (Lee Yeong-ae, JSA) esta yendo de mal en peor; la pérdida de su hijo parece haber llevado su matrimonio a una crisis. Sin embargo, lo que Yong-gi no sabe, es que su esposa tiene una enfermedad incurable y se encuentra sumamente enferma.

A pesar de ser una cinta bien hecha, y con una historia muy sentimental, no he quedado precisamente complacido con esta película. No es que crea que el único propósito del cine sea complacer, sino me refiero a que tomando en consideración lo que el señor Ki-hwan ofrece en su trabajo podemos deducir que hay un interés quizás demasiado marcado de arrancar lagrimas del público, cosa que no es mala, si no se intenta hacer desmedidamente.

Resulta más interesante tomar el film por la situación matrimonial de los protagonistas; quizás resulta lo más llamativo. Se ve el típico problema de falta de comunicación y más que eso, el desinterés por arreglar las cosas. De todas maneras todo se justifica por el hecho de que Jung-Yeon no quiere distraer a su esposo para que éste pueda concentrarse en su número cómico. Llega el momento en el que vemos que la pareja se quiere profundamente, cosa que sus encuentros en casa no reflejan, por el contrario, ambos parecen cansados el uno del otro, y hasta duermen en camas separadas.

Se nota mucho el contraste que se crea debido a la enfermedad que esta matando a Jung-Yeon y los números cómicos que prepara Yong-gi para el concurso. Hay mucha más historia que los problemas de la pareja protagonista, y quizás resultan detalles que hacen más ameno el visionado de la película, sin embargo para alguna gente (y me incluyo en el gremio) la historia resultará un tanto pesada y difícil de digerir, porque no aporta nada realmente nuevo.

Finalmente “Last Present” termina siendo una cinta que habla sobre la muerte, las dificultades que surgen para afrontarla y los problemas familiares. Todo esto embadurnado con mucho melodrama, que personalmente, desde que vi lo que es capaz de hacer Hur Jin-ho en sus dos primeras películas, se me hace un tanto empalagoso si no lo adhieren con el suficiente tacto.

Las actuaciones merecen una ligera mención ya que a pesar de cumplir a cabalidad con sus respectivos papeles, son un tanto lineales y no despiertan un interés mayor.

“Last Present” es un largometraje bien hecho, y quizás hasta interesante, sin embargo, el publico que ya ha visto cintas como “A Moment to Remember”, no espere encontrar algo remotamente cercano.

No hay comentarios: