The Foul King (2000)


Maneras de quitarse el estrés
Por Master of hate

Hablar de Kim Ji-woon es hablar de uno de los directores más importantes de la cinematografía surcoreana. Ni uno sólo de sus trabajos deja de ser interesante y de entre ellos tenemos cuatro largometrajes que son para quitarse el sombrero: “A Bittersweet Life”, “A Tale of Two Sisters”, “The Quiet Family” y esta impresionante “The Foul King”. Su estatus como uno de los abanderados de esta nueva edad de oro en el cine de Corea del Sur no se puede cuestionar.

Dae-ho (Song Kang-ho) trabaja como empleado de un banco y al igual que muchos, vive asfixiado por la monotonía, y la rutina de las junglas de concreto. Su situación se torna aún más dramática cuando su abusivo y despiadado jefe desquita su ira con él. Dae-ho no tiene mas remedio que soportar los arranques de ira de su jefe y soñar con poder algún día conquistar a una de sus compañeras de oficina. Finalmente, decide buscar alguna manera de deshacerse de todo el estrés y la presión que el trabajo y su jefe han depositado en su espalda. ¿La mejor forma de hacerlo? muy fácil: practicar lucha libre.

A pesar de haber pasado ya algunos años, “The Foul King” puede seguir siendo considerado como uno de los mejores trabajos que se han hecho dentro del género de comedia. Lejos de las típicas historias de gángsteres y de comedias románticas, “The Foul King” puede hacer gala de contar con un argumento muy original, pero no sólo es eso, ya que también tenemos esa visión del urbanita moderno y su papel dentro del seno de la sociedad. La visión de la vida del protagonista puede ser cómica, pero es a la vez pesimista y poco alentadora porque expone lo que en realidad es el hombre contemporáneo. La decisión de subir al cuadrilátero y convertirse en el Foul King sirve como paradoja ya que es una válvula de escape, y al mismo tiempo, representa una manera de lidiar con sus problemas.

De la frustración y del fracaso nace el cambio, y es allí en donde entra la mano del director y el talento de Song Kang-ho que es ya uno de los actores consagrados de Corea, que tuvo su primer papel como protagonista, precisamente en este filme. Su gran labor es uno de los motivos por lo que está cinta vale su peso en oro. Claramente deja ver el lado humano de un hombre sencillo y humilde, pero al mismo tiempo se muestra como victima de la sociedad, cáncer de si misma.

Dejando de lado la parte seria, como comedia “The Foul King” tiene algunos momentos ciertamente alucinantes. Mantiene un ritmo muy acertado, y logra algo crucial como es el hecho de no dejar que el espectador se aburra ni un solo instante. Apoyado en un guión muy bien hecho, actuaciones sólidas y una gran banda sonora, la cinta rebosa calidad.

En cuanto a rodaje, Ji-woon muestra su talento y nos brinda increíbles secuencias, especialmente en lo que respecta a las escenas de lucha libre que son fantásticas cuando tienen que serlo; sin dejar de lado los toques de humor, y parodia que caracterizan todo el filme.

Algunos de los rostros conocidos que se pueden ver en “The Foul King” son” Su-ro (“Vampire Cop Ricky”, “Attack the Gas Station”), Jang Jin-Young (“Blue Sparrow”, “Over the Rainbow”) y Park Sang-Myeon (“My Wife is a Gangster”, “Nowhere to Hide”).

Películas como “Attack at the Gas Station”, “Barking Dogs Never Bite” y desde luego “The Foul King”, entre otras, son pruebas que demuestran el por qué del éxito de este género en Corea del Sur. Está demás recomendarla, pues el entretenimiento está garantizado.

No hay comentarios: