Public Enemy (2002)


Un policía diferente
Por Fingolfin

Woo-Suk Kang nos trae una entretenida película con un cartel de actores que actúa por encima de lo que se esperaba. En el papel protagónico tenemos a Kyung-gu Sol (actor que al año siguiente volvería a colaborar con el director en “Silmido”), y el malo está representado por Sung-jae Lee (“Art Museum by the Zoo”). Hace poco que sacaron la segunda parte con el titulo inglés de “Another Public Enemy”, y como de costumbre las valoraciones han sido menores.

El detective Kang es un policía corrupto que acepta sobornos, hace negocios con la mafia, tiene relaciones con drogas…vamos, que no le falta de nada. Por otro lado Kyu-hwan es un inversor rico que responde ante cualquier tipo de problema con la más salvaje y fría violencia. Las situaciones y encontronazos más comunes de la sociedad se convierten para ambos en motivos de pelea. Llegará el momento en el que se encuentren en las más inverosímiles circunstancias y a partir de ahí no será tan importante el crimen como los motivos personales.

Sung-jae Lee (Kyu-hwan) puede llegar a recordar el papel de Woo-jin en “Old-Boy”, evidentemente no en cuanto a la calidad de interpretación, sino a la forma. Ambos son personajes con una frialdad apabullante, no tienen remordimientos a la hora de actuar, y sus rostros permanecen siempre impasibles. En esa forma de actuar del asesino, y la forma de resolver los problemas del policía, se nos abrirá una buena comedia con algunos golpes de humor muy buenos, y sin descuidar el argumento en ningún momento.

Conocemos al asesino desde el principio, así que la dificultad del caso radica en encontrar desesperadamente las pruebas que le impliquen. Se da lugar así a una mezcla de detectives, investigación, crimen, acción y comedia, muy lograda que hacen de ésta una película tan buena como entretenida. Esperemos que la segunda parte esté a la altura.

No hay comentarios: