Godzilla Final Wars (2004)


Gojira No Festa
Por KeNJi-KuN

Unos extrarrestres atacan la tierra con ayuda de unas criaturas gigantescas, y la única esperanza de la tierra es recurrir a Godzilla.

Ryuhei Kitamura (recordado por “Versus” y “Azumi”) es una de esas personas que hace cosas un tanto absurdas a la vista del odioso sector tradicionalista (cinematográfico o no). Un director que se autofinancia películas de acción en Japón cuando tienen poca aceptación, circunstancia que conoce de antemano. Esta vez han puesto 19 millones de dólares a su disposición para celebrar el 50 aniversario de la criatura mas sagrada de Japón: Gojira a.k.a Godzilla.

Para celebrarlo Kitamura ha creado este homenaje, ya no sólo a esta criatura, sino al Kaiju-eiga en general, un film de Godzilla que nada tiene que ver con Godzilla, si bien se reserva la tarea de presentarnos la aparición estelar de 12 criaturas cuyos nombres no reproduciré. A las luchas de estos seres hay que sumar naves espaciales, luchas acrobáticas, katanas, aliens, mutantes, y referencias a películas de cuyos nombres no quiero acordarme. Encima el señor Kitamura ha cogido todos los defectos de la Serie Showa, y los ha elevado al nivel de características propias de Godzilla. La ha convertido en un revuelto de ideas confusas, incongruentes, absurdas y sin sentido.

Y encima no le veo el provecho a los 19 millones de dólares por ningún sitio, todo está loco y descoordinado, empezando por las propias criaturas, algunas efectos de ordenador, otras disfraces, esto dejando a un lado las maquetas, el cartón-piedra, etc. La banda sonora también resulta bastante pobre, aportando un par de melodías de anteriores versiones modificadas y otras hechas expresamente para la ocasión, más dignas de un telefilm.

Lejos de excederme en comentarios, diré que Kitamura en sus comienzos fue un realizador que me entusiasmó por su manera de rodar y su fuerza visual y estética impuesta a cada elemento al alcance de la lente, sin embargo tras “Versus”, “Azumi” y en menor grado “Sky High”, no ha dejado de decepcionarme, y “Godzilla Final Wars” es la gota que colma el vaso en este aspecto.

Por esto, sólo puedo añadir que los fans mas incondicionales y frikis de la criatura gozarán de lo lindo, pero objetivamente mi opinión la sitúa más próxima a la denominación de bodrio infumable.

No hay comentarios: