Adrenalina Drive (1999)


El Botín
Por Master of Hate

Tras un inusitado accidente, el cuartel general de un grupo de yakuzas queda reducido a cenizas. Una maleta llena de millones de yenes llega a manos de Satoru y Shizuko Los propietarios del botín han muerto y no hay testigos que tengan conocimiento de ese dinero. Las patéticas vidas de los protagonistas dan un giro de 180 grados, ya que de la noche a la mañana han pasado a ser multimillonarios. Sin embargo, uno de los yakuza que originalmente poseían el dinero, es rescatado y finalmente sobrevive. Los nuevos millonarios intentan escapar tan pronto como se enteran de la noticia, pero ya tiene a un grupo de maleantes (la mayoría no muy inteligentes) siguiendo sus pasos. ¿Podrán escapar con el dinero?

El nombre Shinobu Yaguchi quizás les sea muy familiar a muchos. Se trata del mismo director de la conocida cinta “Waterboys” y la más reciente “Swing Girls”. “Adrenalina Drive” es también una comedia en la cual se nota mucho su estilo, que entre otras cosas se caracteriza por hace uso de historias bastante simples. No obstante, consigue crear películas muy atractivas, con personajes un tanto particulares. Finalmente cumple y quizás hasta supera muchas de las expectativas del respetable.

Es interesante tomar en cuenta, que pese a carecer de un argumento original, la película es muy efectiva y sumamente entretenida. Las situaciones son muy ingeniosas, y la manera en la que se desarrollan los hechos cuenta con un toque natural. Hay muchos y buenos detalles y particularmente destacan las actuaciones que son muy acertadas. Hay un poco de romance, que nunca viene mal.

Deja un poco confundido el hecho de que la película se llame “Adrenaline Drive”, debido a que no hay mucha adrenalina que digamos y tampoco es que los autos o carreras sean un elemento primario. Se puede hablar de que existe un acercamiento a la vida diaria de 2 personas, que viven un poco sometidos a sus trabajos sin mucho espacio para otras cosas. La cultura siempre es un factor importante y aquí también tiene su función.

Una excelente comedia japonesa, sencilla, accesible y sobretodo entretenida; llena de situaciones jocosas, sin duda ideal para reír cualquier día de la semana.

No hay comentarios: