Calla (1999)


Cambiando el pasado
Por Master of Hate

“Calla” es la opera prima de Song Hae-sung, director de películas como “Failan” y “Rikidozan”. En su primera incursión como cineasta, Song deja ver el potencial y la astucia que tiene para desarrollar una historia con cierta complejidad. Pero, si bien su mejor película es sin duda “Failan”, me atrevo a colocar esta “Calla” en segundo lugar, por encima de “Rikidozan” ¿la razón? puede ser un asunto de preferencias, pero aunque “Calla” pueda tener puntos débiles, tiene también cierto atractivo que me hace darle otorgarle mérito suficiente.

Seon-Woo (Song Seung-heon) trabaja en una oficina (me atrevería a decir que tiene que ver con algo de animación) y parece llevar una vida bastante normal. Seon-Woo empieza a encontrar un ramo de flores en su escritorio cada mañana (el titulo de la película nos revela que flores son) y recibe llamadas misteriosas en las que sólo escucha melodías de piano. Muy pronto Seon-Woo descubre que hay una floristería cerca en la que trabajan 2 chicas; así que luego de las investigaciones pertinentes descubre quién es su admiradora, que curiosamente resulta ser una chica que ya había visto anteriormente y que de la cual había quedado muy impresionado por su belleza. Seon-Woo tiene que viajar fuera del país unos días, pero antes de marcharse, decide confesarle su amor por teléfono. Ambos pactan un encuentro, que finalmente se da bajo trágicas circunstancias. Seon-Woo regresa sólo para ver con sus propios ojos la muerte de su amada a manos de un traficante de drogas que la tiene como rehén. Tres años han pasado desde el trágico accidente, y por una razón inexplicable Seon-Woo es capaz de regresar en el tiempo y cambiar su curso.

Si les es posible pasar por algo detalles importantes como el hecho de que una persona pueda viajar al pasado e intentar cambiar el mismo, puede ser que deseen continuar leyendo. “Calla” tiene su mayor problema precisamente en este hecho, ya que no se justifica en ninguna instancia; pero dejándolo de lado el tema de los viajes en el tiempo (aunque habrán algunos que digan que fue un sueño), es posible disfrutar de una historia de amor con algunos giros interesantes, con el potencial de satisfacer y entretener a mucho público. Entre los aciertos del director esta el desvelar el verdadero rumbo del filme cuando este se ve ya muy predecible, evitando así que esto termine estropeando el argumento. Además, la generosa cantidad de flashbacks que vemos durante el filme, logra tener el peso necesario para guiar la historia y dar sentido a la trama. De todos modos se torna un poco evidente que esto es un recurso en el que el director se apoya constantemente (un buen salvavidas por cierto).

“Calla” esta lejos de ser una historia de amor creíble, pero si la vemos tomando en cuenta el espacio donde se maneja, es posible disfrutar sin demasiada dificultad. Admito que la historia me gustó, y por este motivo he pasado por alto algunos detalles que pueden opacar el filme; porque a pesar de todo, para ser un debut, lo considero bastante meritorio. Por otro lado, suelen haber películas que piden a gritos tener un final “feliz”, o al menos no tan triste; éste es uno de esos casos en donde agradezco que haya un final aceptable sin dejar caras largas.

Las actuaciones me dejan bastante satisfecho. Esta película representa el debut de Song Seung-heon a quien más adelante se puede ver en cintas como “Make it Big” o “He Was Cool”. Completan el reparto Kim Hee-seon ("Bichunmoo", "A Man Who Went To Mars"), y Kim Hyun-joo ("Star Runner").

“Calla” es una historia de amor que nos pide mucho, pero no se queda sin darnos nada a cambio, así que si tuviera que decidir, la recomendaría a los amantes de los dramas y romances, pero no sin advertirles que no sitúen sus expectativas por lo alto.

No hay comentarios: