Shinsukki Blues (2004)


Viviendo en otro cuerpo
Por Master of Hate

Shin Suk-ki (Lee Jong-hyeok) es un prominente, rico y apuesto abogado que trabaja para una importante firma de negocios. Su suerte cambia de la noche a la mañana cuando conoce a un pobre, torpe y poco agraciado abogado también llamado Shin Suk-ki (Lee Sung-jae). Ambos sufren un misterioso accidente en un elevador y como resultado, la personalidad del Shin Suk-ki guapo y millonario es trasferida al cuerpo del pobre y desdichado; mientras el otro ha quedado en coma ¿Podrán las cosas volver a la normalidad o será mejor empezar una nueva vida?

Quizás el argumento suene a una burda copia de una alguna comedia americana, sin embargo, no todo lo podemos calificar de blanco o negro. Si bien el típico cambio de personalidad crea ya un camino y predispone la evolución de la cinta “Shinsukki Blues” genera el suficiente interés a base de mezclar eficazmente la comedia el drama y el romance, además cuenta con buenas actuaciones.

El desarrollo de la historia probablemente carezca de lógica, pero al igual que cintas como “Reversal of Fortune” o incluso “Calla” los viajes en el tiempo y los cambios de personalidad no van a tener justificación, por lo mismo, aquéllos que no gustan de este tipo de filmes ya lo pueden ir descartando de su lista (aunque no estaría mal darle una oportunidad por lo menos a éste)

El reparto ha sido sumamente adecuado, no solo por la calidad de los actores sino por los papeles que interpretan, y me refiero en particular al caso de Lee Sung-jae (”Holiday”, “Daisy”) que para muchos puede ser irreconocible en este film ya que no sólo se aleja del papel de galán, sino que encarna a un personaje totalmente desprovisto de belleza (algo así como Jung Woo-sung en “Mutt Boy”). También merece reconocimiento Kim Hyun-joo (“Calla”) por su buen desempeño.

En general, se trata de una película lo suficientemente buena para pasar un rato ameno o para salir un poco de la monotonía de las comedias románticas adolescentes. En otras palabras, una buena alternativa para el fin de semana.

No hay comentarios: