Romantic Comedy (2002)


Buscando pareja
Por Master of Hate

Kim Hyo-jin trabaja como empleada en una agencia matrimonial. Irónicamente, su monótona vida y el poco tiempo que dedica a sus asuntos personales la han dejado sin la posibilidad de tener una pareja estable. Para ocultar su fracaso sentimental ante sus compañeros de trabajo, pretende mantener una relación con un ex novio. Todo cambia cuando decide hacerse cargo de Park Hyeon-su, un despistado cliente, cuyas citas han sido un total fracaso. La misión de Hyo-jin es conseguir una mujer adecuada para este cliente, sin embargo, quizás ella misma sea esta mujer.


“Romantic Comedy” aka “A Perfect Match” no es precisamente el epitome de la comedia en Corea, y por el contrario viene a ser un filme del montón; no particularmente malo, pero sí muy lejos del nivel que se desearía. En los roles principales tenemos a dos figuras importantes. Shin Eun-Kyung estrella de la saga “My Wife is a Gangster” y Jeong Jun-ho, estrella de otra importante saga como es “My Boss My Teacher.”

La historia resulta interesante por el hecho de revelar una notable tendencia de la sociedad actual: el miedo a quedarse soltero/a. Obviamente, no es así en todos lados, pero es sabido el temor que tiene un sector particular de hombres tanto como de mujeres de no lograr contraer nupcias, llegada cierta edad.

En la cinta se trata el tema, pero de modo bastante trivial puesto que se trata de una comedia romántica sin interés en dramatizar demasiado el asunto. Por el contrario se ridiculiza mucho a las parejas que no hallan su media naranja y en otros casos sólo sirven de vehículo para algunos chistes.

Las actuaciones son regulares, pero no es la carencia de talento lo que las deja así, se trata más bien de lo liviana y floja que resulta la trama a la hora de crear el ambiente idóneo entre Hyo-jin y Hyeon-su. El problema es que disponen de tiempo muy limitado para poder acercarse; quizás un poco más de atención al modo que fluye su relación hubiese sido favorable.

Finalmente, la película funciona más como una sencilla y algo ingenua historia de amor, con algunos clichés reconocibles y un par de chistes bien colocados. Su visionado no es para nada necesario si es que no se es un ferviente seguidor del género, aunque supongo que quienes hayan seguido la carrera de los protagonistas, rostros muy conocidos del cine coreano, querrán verla; de ser así, no esperen demasiado.

No hay comentarios: