Mr. Butterfly (2003)


Vivir con estilo
Por Master of Hate

“Mr. Butterfly” o “Nabi” es un melodrama que difícilmente podríamos calificar como original, pero aún así se hace difícil ignorar los melodramas coreanos porque siempre tienen algo para ofrecer. Esta vez el encargado es Kim Hyeon-seong, que en su primera película hace un despliegue interesante de ideas, que si bien no son frescas, sí ofrecen una dosis decente de entretenimiento y de lo que muchos quieren ver.

Min-jae (Kim Min-jong), arto de una vida aburrida y sin lujos, decide dejar su tranquilo pueblo y buscar fortuna en Seúl. Sin embargo Hye-mi (Kim Jeong-eun), su dulce, ingenua y linda novia, no está de acuerdo y se opone tenazmente. La promesa de Min-jae de volver dentro de un año la convence y, aún dubitativa, acepta la decisión. Min-jae espera convertirse en un hombre con poder y dinero en Seúl para disfrutar de la vida de lujo que siempre soñó, pero en su búsqueda, se olvida de la promesa que le hizo a Hye-mi. Luego de 5 años se vuelven a encontrar, y parece que nada volverá a ser como antes.

Una historia de abandono y reencuentro, de rechazo y arrepentimiento, es lo que encontramos en esta interesante película que tiene un sabor particular. “Nabi” de principio a fin es una cinta que puede dejar cierta sensación de frustración, debido a que tiene cosas muy buenas, pero que no esta libre de altibajos. Entre las cosas buenas de “Nabi” está el hecho de que visualmente es muy correcta, tiene la dosis de melodrama/acción que dan forma a la historia de amor. Las actuaciones son buenas, y la música también tiene sus buenos momentos. Pero por otro lado, cae en la trampa de una historia extremadamente previsible, así mismo está llena de clichés, cosa que muchos detestan.

La historia va mucho más allá del reencuentro, en realidad es allí donde comienza la trama. No obstante, a pesar de avanzar notablemente, se hace un tanto pesada por lo obvio que resulta su desarrollo. Ahora, esto puede ser un problema, dependiendo de qué es lo que se busca en un melodrama. “Mr. Butterfly” no hace ningún intento de brindar sorpresas, una historia compleja, o personajes mas desarrollados. Se apega mucho más a la estética de amor incondicional y se apoya precisamente en la química que es capaz de crear los protagonistas.

Un motivo para que la cinta no caiga en la mediocridad es la actuación de Kim Jeong-eun (“Fun Movie” “Marrying the Mafia”) que tiene una destacada interpretación de su personaje. Se hace interesante verla en una cinta más seria, luego de aparecer en numerosas comedias románticas. Kim Jeong-eun es un actor que no conozco y que en esta cinta cumple con su papel, pero no es necesariamente algo memorable.

“Mr. Butterfly” es un melodrama que brinda lo que tiene que brindar, así que quines quieran ver algo más que escenas de amor, acción, abrazos y lágrimas, no deberán prestarle atención.

No hay comentarios: